Archivo | Moda RSS feed for this section

Lo (in)esperado de la moda

23 Ene

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Atraer la atención, causar sensación, cautivar, entre otras acciones similares, es lo que la moda busca desde que nació como industria. Por un lado, con la creatividad puesta al servicio de la misma vestimenta (esencia del fenómeno), pero sobre todo, por la  enunciación. Es decir, por la manera de conjugar y hacer significar imagen y contenido. Desde la elección de las/los modelos que desfilarán la colección, hasta quién será la imagen de la campaña gráfica o quién del fashion film –o cómo serán esas imágenes- y, por supuesto, qué efecto sorpresa usar para lograr aún más la mirada de todos (público, prensa, estrellas del espectáculo, del deporte, it girls, bloggers, instagramers, etc.).

Sigue leyendo

Anuncios

Bordados

27 Nov

En esta nota, publicada en la revista Fashion Market, hablo de los bordados que se multiplicaron en las últimas temporadas (los industriales), pero también de esos que provienen de culturas con fuerte tradición.

Bordado, nota Fashion Market noviembre 2017

Adiós a la pasarela tradicional

27 Nov

Nota publicada en revista Fashion Market que habla sobre las (no tan) nuevas formas de presentar las colecciones que usan hoy las firmas del mundo de la moda, museos, shoppings, plazas, estadios de fútbol. Un recorrido por el uso de lugares poco comunes para la industria fashion.

Chau Pasarelas Tradicionales, nota Fashion Market noviembre 2017

Chau poliéster, nota publicada en la web de Fashion Market

17 Nov
De las fibras sintéticas, que ya dominan el mercado textil, representa el 70%. Propulsada por el fast fashion, con grandes tiendas como Zara, Primark, Forever 21, H&M a la cabeza, esta fibra está en gran parte de la ropa que usamos. La sobreproducción de vestimenta hace que esta termine en basureros o quemada. Además, es un material que no deja respirar a la piel y no es biodegradable. ¿Es posible dejar de usar poliéster?

Para 2013, las fibras sintéticas ya dominaban el mercado textil (frente a las naturales como algodón y lana); el 70%, conformado por el poliéster. El principal componente empleado en su fabricación es el etileno, que deriva del petróleo; a través de un proceso químico –llamado de polimerización- se obtiene la fibra. A su vez, se puede crear con botellas de plástico de PET (hay casos de recuperación de botellas de ríos y mares, en la que ayudan grupos de pescadores). Los mayores productores de poliéster en el mundo son India y China; y de ahí se expande al globo: se estima que cerca del 60% de las prendas lo contiene.

Sigue leyendo

Saber de moda

7 Nov

Interesante nota, publicada en Trendencias, que habla acerca de lo que debe conocer quien desee saber de moda. Saber de moda es saber de historia del arte e historia de la moda, así como estar con los ojos bien abiertos en cuanto a consumos culturales -cine, literatura, fotografía, TV, etc.-. Aprender a ver y a transcribir, para saber contar.

https://www.trendencias.com/noticias-de-la-industria/lo-que-hay-que-saber-para-saber-de-moda-de-verdad

 

Algodón orgánico, nota publicada en Fashion Market web

11 Oct

http://www.fashionmarketweb.com.ar/algodon-organico-de-a-poco-pero-a-paso-firme/

El algodón es una de las fibras naturales más usadas en moda. Cultivado, habitualmente, en tierras con agrotóxicos -contaminando suelo, aire, napas-, se busca una nueva manera de producir esta fibra, que no dañe el medio ambiente y  tampoco a quienes trabajan en su proceso. En los noventa, Estrados Unidos y Turquía produjeron el primer algodón orgánico certificado; y fueron marcas deportivas las primeras en hacer colecciones con esta material. En nuestro país, el proyecto de producir algodón orgánico la lleva a cabo la empresa Stay True, junto a la comunidad Qom, en el Chaco. El futuro consciente gana terreno. Sigue leyendo

No hay talle, ¿otra vez? nota publicada en Fashion Market web

11 Oct

http://www.fashionmarketweb.com.ar/no-hay-talle-otra-vez/

Esa frase tan odiada, todavía se sigue escuchando. Y no hace falta tener exceso de peso para oírla. Aunque existen varias leyes de talles en el país (que difieren entre sí), ninguna se cumple. Las marcas, en su mayoría, solo tienen tallas de medianas a pequeñas. ¿Por qué pasa esto? Económicamente, ¿no sería más favorable contar con una amplia línea de talles? ¿O acaso es más barato producir en talles chicos?

Ir de shopping es uno de los mayores placeres para las mujeres; lo dicen desde los medios y hasta la psicología. Pero cuando se trata de comprar ropa, este placer se vuelve un suplicio. Escuchar, “no hay talle” o “ese es el más grande que tenemos” –entre otras frases similarmente odiosas-, hace que el planazo se convierta en un tormento. Aunque haya crecido la venta por internet y se puede evitar ese primer contacto con la prenda que no entra y con la temida pregunta de la vendedora “¿cómo te quedó?”, cuando el talle que pensábamos que teníamos no es, una alarma se prende en nuestra autoestima. Mirarse al espejo y verse realmente cómo se es, no es tarea sencilla. Cuando el talle M se vuelve un L, ni hablar si un XL, la percepción de la propia imagen se distorsiona. Resulta indefectible sentirse mal cuando se compra ropa en nuestro país. Y peor la pasan las adolescentes, sobre todo en los shopping. ¿Por qué? Porque las leyes de talles de la provincia de Buenos Aires (desde 2001, reglamentada en 2005) y de la Ciudad de Bs. As. (desde 2009 y reglamentada en 2012) no se cumplen. Sigue leyendo